Tag Archives: africa

Madagascar 21. Bekopaka

Madagascar 21. Bekopaka. En el anterior post nos habíamos quedado tomando unas cervezas en un tascurrio del pequeño puerto fluvial de Bekopaka. La verdad que sentados en aquella destartalada terraza con aquella cerveza fresca y observando el deambular de la población local me sentía el hombre mas feliz del mundo. A medida que atardecía y empezaba a remitir el calor, la polvorienta calle se iba llenando de lugareños. Unos iban a por agua, otros la traían, algunos volvían con el ganado recogido y los más sencillamente paseaban saludando a los amigos. Disfruté mucho esa tarde y para rematar tuvimos una puesta de sol casi mágica. La esfera solar se quedó literalmente colgada. Parecia que el tiempo se había parado. Un bien rato después, se ocultó tras unas nubes y desaparecío.

A la mañana siguiente paseamos por el poblado mientras esperábamos a cruzar el río en el ferry. Nos quedaba un duro viaje y si teníamos suerte llegaríamos a tiempo para poder ver al atardecer la Avenida de los Baobabs

Read more »

Madagascar 20. El Petit Tsingy de Bemaraha

Madagascar 20. El Petit Tsingy de Bemaraha. Al día siguiente, descansamos por la mañana. Estábamos molidos del paseo del día anterior. Despues de comer fuimos a ver el Petit Tsingy, que como su nombre indica es mas pequeño que le anterior también llamado Grand Tsingy por los locales. La altura del Petit Tsingy es bastante menor pero tiene mucho encanto. La puesta de entrada está muy cerca del muelle de Bekopaka, incluso hay una zona que se puede ver surcando en canoa el Rio Bekopaka. Aquí hacía menos calor. Al estar mas cerca del río soplaba una pequeña brisa que hacía muy agradable la visita.

En este Tsingy se ve mucha más flora. Quizás sea por la escasa altura de sus rocas en comparación con los arboles. Pero lo que impresionaba es lo alfiladas que estaban sus puntas. De hecho volvimos con unas cuantas heridas en os piés. La verdad es que disfrutamos mucho. No tuvimos que reptar, ni había mosquitos dispuestos a chuparte la sangre. Cuando salimos del Petit Tsingy, quedaba bastante luz y nos quedamos en una tasca del puerto fluvial tomando unas bien merecidas cervezas y observando la vida local…pero esto lo dejo para el siguiente post…

Read more »

Madagascar 20. El Tsingy de Bemaraha

Madagascar 20. El Tsingy de Bemaraha. En el anterior post sobre el Tsingy de Bemaraha, nos habíamos quedado reptando por el suelo cenagoso del Tsingy. Menos mal que nos dimos mucha protección anti mosquitos, porque nos estaban comiendo vivos. Nuestro guía nos comentó que en un ratito subiriámos a la parte mas alta del Tsingy donde había una plataforma de observación donde podriamos respirar un poco de aire puro y descansar. Así fué tras pasar una pasalera con una caída de varias decenas de metros llegamos a una zona mas despejada del Tsingy. Aquí tuvimos que engarcharnos con los mosquetones a varias vías ferratas. Al rato nos encontrábamos en la plataforma disfrutando del paisaje y del aire puro.

Tras el descanso volvimos a descender hacia el interior del Tsingy. Otra vez calor y mucha humedad. No corría ni una pizca de aire. Pasamos por una cavernas impresionantes con árboles que crecían en cualquier esquina y raices kilométricas colgando por doquier. A última hora del día, reventados y muy cansados, salimos del tsingy. En el bosque cercano tuvimos la oportunidad de avistar a varios lémures que descansaban en los árboles. Aquel día fuimos los únicos turistas que estuvimos en el Tsingy, según nos dijeron en la oficina del parque.

Read more »

Lluvia en Harare (Ethiopia)

Lluvia en Harar (Ethiopia). Habíamos pasado todo el día caminando por Harare, una de las pocas ciudades musulmanas de Ethiopia. El cielo estaba denso y lucía un color extrañísimo que enfatizaba el impresionante colorido de las ropas de las mujeres. De repente sonó un trueno rompiendo la calma. Al rato un rayo atravesó el cielo y empezó a oler a hierba húmeda. Cayeron las primeras gotas y corrimos a encontrar refugio en la única terraza que vimos.  Era una pequeña cafetería. Nos pedimos unos cafés y empezó a descargar con toda la furia del mundo. Con nuestros cafés en la mano asistimos al espectáculo desbocado de la naturaleza. En unos minutos la calle era un río…Los taxis avanzaban salpicando a diestro y siniestro. En un momento un anciano cruzó impertérrito y con parsimonia la calle. Saqué la cámara y disparé solo una foto: esta que comparto con vosotros en blanco y negro.

Madagascar 19. El Tsingy de Bemaraha

Madagascar 19. El Tsingy de Bemaraha. El Tsingy de Bemaraha es una meseta kárstica en la que las aguas subterráneas han socavado las tierras elevadas y han creado cavernas y fisuras en la piedra caliza. La erosión se presenta tanto a nvel horizontal (cuevas y oquedades) como a nivel vertical (los conocidos pináculos alfilados como cuchillos).

Pero… nos habíamos quedado en la entrega anterior, tirados con nuestro 4×4, aunque al final todo se soluciona en Africa. Aún nos quedaba pasar otro río en ferry y llegabamos un poco tarde. Se iba haciendo de noche y ni rastro de río…Felizmente y con las ultimas luces del día llegamos al cauce…pero el ferry estaba atracado al otro lado y parecía que ya había dejado de hacer su servicio. Tras un buen rato de hacer señales con las luces y la bocina, arrancaron el ferry. En media hora estábamos al otro lado en la pequeña aldea de Bekopaka. Rendidos y destrozados por la ruta buscamos alojamiento. Una buena ducha y un par de cervezas frías fueron el prolegómeno a una bien merecida cena.

A la mañana siguiente tras pagar la tasa de acceso al parque y recoger al guía (es obligatorio) y  los arneses (¿¿¿¿) nos dirigimos hacia la entrada del Grand Tsingy. Nuestro guía nos explicó un poco como debíamos de movernos por el Tsingy. Nos pusimos los arneses, cogimos suficiente agua y empezamos la visita.

El acceso lo hicimos reptando y con las mochilas en la mano. Empezábamos bién…Hacía bastante calor y la humedad era alta. Lo siguiente fue bajar por una empinada escalera de metal y pasar por un estrecho corredor excavado durante años por el agua. En algunos lugares nos teniamos que quitar las mochilas y pasar de lado. Seguirá…

Read more »

Sidi Bou Said, azul y blanco. Tunez

Sidi Bou Said, azul y blanco. Tunez. Situada en Túnez, Africa, a pocos kilómetros del aeropuerto internacional, Sidi Bou Said mira al Mediterráneo mostrando sus casas pintadas de blanco con la única excepcción de puertas y ventanas que lucen un azul portentoso. La población erguida sobre una roca es una de las localizaciones más turísticas del Norte de Africa. Los bajos de sus casas son bazares, tiendas de arte, cafetines donde sirven todo tipo de tés.

Pero lo que mas me gusta de Sidi es callejear sin rumbo por sus estrechas calles paralelas a la principal y degustar su marcado acento andalusí. Es entonces cuando la ciudad muestra sus encantos: puertas de entrada, celosías de hierro fundido, ventanas, pero siempre pintadas en un perfecto azul que contrasta perfectamente con el blanco de los edificios. Os subo una colección de puertas de entrada. Hay muuuchas más…

Read more »

Madagascar 18. El Rio Tsribihina

Madagascar 18. El Rio Tsribihina. Dejamos atras la avenida de los baobabs y seguimos por las polvorientas pistas de esta zona de la isla. Aquí no hay carreteras asfaltadas, solo pistas de barro y polvo o el río. Nuestro destino es el Parque nacional de los Tsingy de Bemaraha. Tras varias horas de ruta y llenos de polvo llegamos a un embarcadero. Debemos cruzar el Rio Tsiribihina y la única manera de hacerlo es en ferry. Bueno los llaman ferry pero realmente son varias barcazas unidas con una superficie para que suban coches, todoterrenos, camiones, personas y animales.

Las labores de estiba llevan su tiempo. Primero el ferry se aproxima a tierra, colocan unos carriles de hierro por donde pasan los vehiculos y luego poco a poco empieza a subirlos. Gritos, motores  a tope de revoluciones..y mucha tensión. Al cabo de un rato los vehículos y las personas estan a bordo y nos queda una plácida navegación de un par de horas. Nos cruzamos con todo tipo de embarcaciones, la mayoría cargadas hasta los topes…

Finalmente llegamos a la  otro orilla del Río Tsribihina y tras todo el zafarrancho de estiba y descarga proseguimos nuestra ruta. Aún nos queda otro río para pasar…pero tenemos la mala suerte de romper la suspensión del 4×4. Después de un buen rato y con la ayuda de otros colegas de nuestro chofer consiguen hacer un apaño…

Read more »

Madagascar 17. Morondava

Madagascar 17. Morondava. Retomamos nuestro viaje por Madagascar. De camino pasamos por Ilakaka, la ciudad de los zafiros, un calle larguísima, llena de tiendas, bancos, policía y guardas jurados. LLegamos a Tolear en la costa este de Madagascar, frente a Mozambique y cogemos un corto vuelo hasta Morondava, una pequeña ciudad costera mas al norte. La ciudad está bañada por el mar y la arena. Sus playas son muy bonitas. Los atardeceres tomando una cerveza y viendo como el sol va cayendo en el horizonte, lleno de goletas pescando, son sublimes.

Contratamos un todoterreno para visitar , mas al Norte, el Parque Nacional del Tsingy de Bemaraha. Nada mas salir de Morondava paramos en la Avenida de los Baobabs. La polvorienta pista atraviesa una zona entre baobabs que es parada obligatoria de todos los que pasan por aquí. Los Baobabs (Adansonia digitata) son grandes arboles de mas de 30 metros de alto y con edades de 800 años. La zona tiene una gran belleza. Nosotros pasamos a una hora en la que la luz está un poco alta… a la vuelta intentaremos pasar al atardecer.

Read more »

Madagascar 16. Parque Nacional de Isalo

Madagascar 16. Parque Nacional de Isalo. Nos volvemos a poner en marcha. Tenemos que salir del parque y encontrarnos con nuestro 4×4, pero aún nos quedan cosas interesantes por ver aquí. Tras un par de horas caminando llegamos a una zona plagada de pequeños baobabs con flores amarillas. Se trata de los Pachypodyum Rosulatum Gracilius, endémicos del pais. Son de tamaño pequeño, mas o menos como una pelota de fútbol. En nuestra ruta observamos también una zona de paredes de arenisca erosionada con  formas inverosímiles. Cuando el sol  está en lo más alto llegamos a una preciosa piscina de agua turquesa. Curiosamente el agua está templada y en el fondo de la misma hay arena. No podemos evitarlo y nos pegamos un chapuzón…

Empezamos a descender y poco a poco vamos dejando el Parque Nacional de Isalo. Finalmente recuperamos nuestro vehículo y volvemos a Ranohira. La puesta del sol nos ofrece un momentos irrepetibles. La luz es maravillosa, dorada hasta decir basta. No paro de hacer fotos. Por fin a ultima hora llegamos a nuestro hotel y sentados en la piscina esperamos a cenar con una buena copa de vino malgache y disfrutando de las ultimas luces del día.

Read more »

Madagascar 14. Parque Nacional de Isalo

Madagascar 14. Parque Nacional de Isalo. Seguimos con nuestra ruta por Madagascar. Estamos ya por el centro de la isla. Hemos pasado por una gran meseta si apenas población, para llegar a ultima hora de la tarde a Ranohira, pequeño pueblo donde se encuentra la entrada al Parque Nacional de Isalo. Aquí se encuentran las dependencias del parque, la casa de los guías. También es un buen sitio para tomarse algo e incluso buscar alojamiento. A la mañana siguiente una vez contratados el guía, el cocinero y el porteador nos ponemos en marcha. Nuestra idea es pasar una noche en el parque y hacer un recorrido por sus sitios mas significativos. Pasaremos por una gran variedad de terrenos. Desde montañas enteras de piedra arenisca erosionada de manera inverosímil a barrancos profundos y llenos de verdor, rematados por unas piscinas naturales que invitan a darse un baño. Seguirá…

Read more »